Seleccionar página

El pequeño Jhaiser Rodríguez tiene 4 años de edad, su historia es emotiva, ya que refleja una realidad que muchos niños padecen a consecuencia de la difícil situación que vivimos en Venezuela.

Todos en la fundación lo conocemos y somos testigos de su fortaleza interna y el deseo que tiene de vivir una vida normal. Ver a un pequeño juguetón lleno de entusiasmo a pesar de las dificultades que ha vivido, es nuestro principal motor y motivación para continuar ayudando a los que están en situación vulnerable.

Cuando llegó a nuestra organización pesaba 9 kilos, era un hermoso niño totalmente desnutrido, quien perdió peso, debido a complicaciones suscitadas por cirugías realizadas anteriormente. A raíz de ello, quedó adherido a una bolsa de colostomía en su abdomen, la cual debía retirarse en dos meses posteriores a la operación.

Fue captado en un centro asistencial por María Elena Jiménez, aliada de Kapüy. Luego el caso quedó a cargo de nuestra fundadora y directora, Daniela Olmos, quien al observar la precaria condición de desnutrición, se comprometió en brindar el apoyo concerniente para que su salud mejore.

Sin embargo, los especialistas manifestaron que Jhaiser no puede entrar a un quirógrafo hasta que no obtenga los 12 kilogramos requeridos, por tal motivo Fundación Kapüy se ha abocado rigurosamente en darle una alimentación balanceada y ofrecerle una segunda oportunidad, gracias a las donaciones que ustedes nos han brindado.

Con el paso de los días, semanas y meses la evolución ha sido notoria; poco a poco demuestra cuán fuerte es y las inquebrantables ganas que tiene de luchar, a pesar de lo difícil que le ha tocado vivir a su temprana edad.

Actualmente, pesa 11 kilos, tiene unos valores bajos (hemoglobina), además de un cálculo en el riñón izquierdo, el cual fue detectado recientemente gracias a los exámenes y revisiones médicas que son pagados con las donaciones que recibimos. De acuerdo a lo que informan los especialistas, debe ser operado a la brevedad posible de la Litiasis Renal, antes de la cirugía inicial de la Ileostomía.

Gracias a los aportes y en especial gracias al apadrinamiento de un venezolano en el exterior, quien se comprometió en costear la intervención quirúrgica a la que debe ser sometido, lograremos que Jhaiser culmine el proceso que inició hace más de un año.

Con tu colaboración podemos funcionar como organización, cumpliendo así con todas nuestras obligaciones y cancelando todo lo necesario para que el equipo Kapüy continúe brindando segundas oportunidades a los niños más vulnerables.


¡Tú puedes ser parte de esta historia! 

 

 

Donar a Kapuy

$
Información personal

Total de la donación: $50.00